En realidad se hace referencia a una cuenta de crédito que permite disponer de un capital de gran utilidad de manera que las pequeñas y medianas empresas y los autónomos puedan realizar inversiones productivas y mejorar la calidad de sus productos y servicios.

Se dirige especialmente a las personas físicas y empresas que presenten una antigüedad superior a 5 años.

En cuanto a las condiciones financieras, corresponde mencionar que se ofrece un importe de hasta un máximo de 60.000 euros.

Asimismo, se garantizará un plazo de duración de la mencionada línea de crédito de hasta 3 años.

El tipo de interés que se prevé para este producto es adecuado, variable referenciado al euribor más un diferencial del 2,5 % anual.

La comisión de apertura se abonará por única vez, un coste equivalente al 0,5 %, una importante ventajas ya que los interesados podrán generar un ahorro conveniente debido a que no será necesario formalizar nuevas operaciones con la misma finalidad.

Y por comisión por no disponibilidad, se incluye el 0,25 % trimestral.