Cuando una persona esta fichada dentro de la Asnef (Asociación Nacional de Establecimientos financieros de Crédito), es muy probable que de pedir una financiación en una entidad bancaria, la misma sea denegada, puesto que es considerado como un moroso que no cuenta con los recursos suficientes para afrontar los costos de una nueva financiación. Pero hay quienes se atreven a pedir más dinero a los bancos ya que su situación económica es difícil.

Actualmente, las entidades financieras reguladas por el Banco de España no están aprobando créditos con mucha facilidad, ya que la situación económica actual es pésima. Pero hay empresas de capital privado que prestan dinero a personas en esas situaciones, pero con tasas de interés muy altas que pueden situarse en un 20%, cosa que es muy desventajosa.

Uno de los requisitos fundamentales para acceder a estos préstamos es que el interesado debe poner un bien de su patrimonio en garantía (preferiblemente una vivienda). El mismo debe estar cancelado o mejor dicho, libre de deudas y en este caso se usará para respaldar el crédito otorgado. Lo máximo a prestar en este caso es un 35% del valor de la vivienda.

Estos préstamos para personas que estén incluidas en el Asnef se consiguen por Internet, destacando empresas como Prestamosconasnef.com, Ecofinancia, CTH Finance, Cofidis y Financa, siendo necesario entrar en sus web-sites para rellenar un formulario que se encuentra en las mismas y concretar la solicitud. Después hay que enviar la documentación requerida por correo electrónico.

Estos créditos suelen aprobarse con cierta rapidez, ya que a más tardar en 72 horas le envían el dinero a quien solicitó la financiación. Pero es necesario que aquellas personas que deseen pedir el préstamo estén conscientes de las condiciones bajo las que estas empresas prestan el dinero, para que sepan a lo que económicamente afrontarán.